Al menos 33 muertos, aunque se temen más, en un incendio en un concierto en California

    0
    98

    EFE

    • El fuego ha tenido lugar en un almacén de la ciudad de Oakland, donde se celebraba un concierto de música electrónica.
    • Por el momento se desconocen las causas del incendio.
    • Más de 70 bomberos participaron en la extinción del fuego, que se considera el más grave que ha sufrido Oakland desde 1991.

    Al menos 33 personas han muerto en la ciudad californiana de Oakland, en el oeste de EE UU, al declararse este viernes por la noche un incendio en un almacén en el que se celebraba un concierto de música electrónica, aunque se teme que el número de fallecidos puede aumentar, han informado las autoridades.

    El sargento Ray Kelly, de la Oficina del Sheriff del condado de Alameda, confirmó la cifra, que describió como “astronómica”,  y advirtió, una vez más, de que el número de víctimas mortales se puede incrementar porque todavía hay personas desaparecidas.

    “Confirmamos en estos momentos que tenemos 30 víctimas”, dijo Kelly en una rueda de prensa, al subrayar que el rastreo de los escombros llevará “días”.
    “Estamos empezando a llegar a zonas del edificio en las que estamos encontrando más víctimas”, agregó el sargento.

    El fuego se desató antes de la medianoche del viernes en el barrio de Fruitvale en Oakland, en un gran edificio que albergaba estudios de artistas y en el que se encontraban decenas de personas que disfrutan de un concierto de música electrónica.

    Como consecuencia de las llamas, el techo del almacén, conocido como ‘El Barco Fantasma de Oakland’, se derrumbó, lo que está complicando las labores de los equipos de rescate, que han trabajado durante la madrugada del sábado al domingo en el lugar del siniestro.

    Sólo un 20% inspeccionado

    Anteriormente, Melinda Drayton, responsable del Departamento de Bomberos de Oakland, precisó que sus efectivos sólo habían podido inspeccionar, hasta la mañana del domingo, un 20% del almacén.

    “Fue silenciosa. Fue desgarradora”, afirmó Drayton al describir la búsqueda de los desaparecidos bajo los escombros. Las autoridades han confirmado que la mayoría de las víctimas del incendio, cuya causa se desconoce de momento, son gente joven, algunas de ellas con nacionalidad extranjera.

    Antes del suceso, los vecinos de la zona se habían quejado numerosas veces por el edificio, especialmente en relación con la acumulación de basura y escombros en la calle, reveló este sábado el concejal del distrito, Noel Gallo.

    Más de 70 bomberos participaron en la extinción del fuego, que se considera el más grave que ha sufrido Oakland desde 1991, cuando murieron 25 personas en un incendio declarado en las colinas de la ciudad que arrasó miles de casas.