Boca avanzó a semifinales de la Libertadores al igualar con Cruzeiro

0
6

05/10/2018 0:06:32
Los argentinos empataron 1-1 con los brasileños en Belo Horizonte, logrando la clasificación gracias a su victoria 2-0 en la ida. Enfrentará a Palmeiras, que el miercoles superó a Colo Colo.


Boca alcanzó hoy las semifinales de la Copa Libertadores al igualar 1-1 como visitante ante Cruzeiro de Brasil en el segundo partido de la serie de cuartos de final.

El conjunto “xeneize”, ganador en seis ocasiones del torneo continental, consiguió un 3-1 global en la eliminatoria después de imponerse 2-0 en el primer duelo y en semifinales se enfrentará a Palmeiras de Brasil, vencedor de Colo Colo.

El atacante Cristian Pavón, a los 93 minutos, convirtió de derecha el gol del empate tras una buena asistencia con el pecho de su compañero en la ofensiva Ramón “Wanchope” Ábila. Cruzeiro habí­a abierto el marcador por medio del delantero Sassá a los 57 minutos.

“El equipo dejó la vida por la camiseta y clasificamos a las semifinales”, dijo el entrenador Guillermo Barros Schelotto.

Boca manejó con cierta tranquilidad el trámite del primer tiempo. Ordenado en defensa y a la espera de un contragolpe, el conjunto argentino dejó que Cruzeiro se aproximara a su arco aunque sin pasar sobresaltos.

La jugada más riesgosa del equipo local fue un remate lejano del volante Lucas Silva que el arquero Agustín Rossi alcanzó a enviar al saque de esquina con una mano arrojándose hacia su derecha.

Boca tuvo al colombiano Sebastián Villa como el futbolista más peligroso. El atacante colaboró con sus compañeros en el mediocampo pero también preocupó a Cruzeiro avanzando hacia el fondo de la cancha pero sin conectar con Mauro Zárate, dispuesto como centrodelantero en la noche de Belo Horizonte.

A poco de finalizar la etapa inicial Cruzeiro reclamó como válido un gol que el árbitro uruguayo Andrés Cunha anuló al considerar que el defensor Dedé le cometió una infracción al portero Agustí­n Rossi antes de que el argentino Hernán Barcos rematara a la red.

Dedé habí­a sido protagonista del primer encuentro de la serie cuando en Buenos Aires fue expulsado por el parbitro paraguayo Eber Aquino después de golpear con su cabeza el rostro del portero Esteban Andrada, que como consecuencia del impacto sufrió una fractura de mandí­bula y debió ser operado.

La expulsión de Dedé, sin embargo, fue apelada por Cruzeiro y luego dejada sin efecto por la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol).

Cruzeiro salió al complemento decidido a marcar y lo consiguió a los 57 minutos por medio del delantero Sassá, que había ingresado al campo de juego un minuto antes tras ser pedido por la afición.

El atacante aprovechó un balón sin destino en el área chica después de un saque de esquina y abrió el resultado con un fuerte zurdazo.

Boca logró frenar rápido el í­mpetu de Cruzeiro en busca del segundo gol y dominó el partido aunque sin llevar peligro a la defensa del equipo brasileño.

En ese lapso, a los 80 minutos, Cruzeiro sufrió la expulsión de Dedé al recibir la segunda amonestación después de una infracción al Pavón en la mitad de la cancha.

Cruzeiro pareció quedarse sin respuestas para revertir su suerte en el torneo y Boca lo aprovechó en tiempo adicionado con el gol que marcó Pavón.