El "pilotaje irresponsable" de Márquez le mete en líos

0
8

MARÍA CARBAJO

  • El campeón español, protagonista de las polémicas en el GP de Argentina
  • Se tocó con Aleix Espargaró y un adelantamiento muy justo acabó con Rossi fuera de pista
  • Al ir a pedir disculpas al box de Yamaha, el staff de Rossi le pidió que se marchara

La polémica reinó en el Gran Premio de Argentina de MotoGP con un claro protagonista: el campeón Marc Márquez. El piloto de Repsol fue sancionado en la salida y, tras una serie de maniobras nacidas de su agresividad de conducción habitual, la organización decidió penalizarle con 30 segundos sobre la clasificación final en carrera y le acusó de “pilotaje irresponsable”.

La carrera fue caótica desde el inicio, tras la salida en la que Jack Miller, el ‘poleman’, con ventaja sobre el resto por decisión de la organización tras la demora de quince minutos por la lluvia. En ese momento, Márquez reazalizó una maniobra ilegal por probar la moto en el sentido de la marcha de carrera, lo que le supuso un ride through que le obligó a pasar por el pit lane cuando rodaba en puestos de cabeza.

Primer escollo de una carrera plagada de momentos polémicos para el campeón. Inició entonces su épica remontada que, sin embargo, no pudo ser tal.

En sus intentos de regresar a los puestos de cabeza y con la ambición que le caracteriza, tiró de riesgo para adelantar en pista. El primer perjudicado fue Aleix Espargaró aunque, por suerte, ninguno de los dos pilotos españoles perdió el equilibrio tras el toque del de Cervera.

Una nueva batalla en la guerra con Rossi

En la lucha por la sexta plaza llegó la polémica más sonada del Gran Premio de Argentina. En mitad de curva, cuando el de Yamaha trataba de tomarla por fuera, Márquez se puso en paralelo por dentro para superar a Rossi. Lo cierto es que, por tanto ajustar, se apoyó en el italiano que, pese a intentar mantenerse en pie, acabó yéndose a la hierba. Consiguió regresar a pista pero culminó decimonoveno.

Automáticamente, la mante de los aficionados al motor se trasladaron a Sepang 2015, cuando fue la polémica patada de Rossi a Márquez la que echó de pista al campeón español en un episodio que sembró la guerra entre ambos pilotos que hoy ha vivido una batalla más.

Una vez finalizada la carrera en Argentina, Márquez se acercó al box de Yamaha para pedir disculpas al italiano. Allí, el staff del ’46’, liderado por su inseparable Uccio, le pidieron que se marchara. “No vengas ahora a pedir disculpas”. La tensión está servida.

Si bien la remontada de Márquez fue admirable tras entrar en pista el antepenúltimo tras el ride through, la organización de la carrera calificó su conducción de “pilotaje irresponsable” que, pese al quinto puesto logrado, le sacó de los puntos por los 30 segundos de penalización impuestos.