La guerra de Yemen ha causado más de 100.000 muertos, 12.000 de ellos civiles

    0
    29


    Más de 12.000 civiles han muerto durante la guerra de Yemen desde 2015, según denunció el grupo de investigación Proyecto de Localización y Datos de Conflictos Armados (ACLED, por sus siglas en inglés) que ha cifrado el número de muertos total en el conflicto desde ese año en 100.000 personas.En lo que va de año, ACLED ha registrado el fallecimiento de aproximadamente 1.100 civiles. Además, la coalición que lidera Arabia Saudí sigue siendo la responsable del mayor número de muertes civiles reportadas por ataques directos, con más de 8.000 desde 2015.En concreto, alrededor del 67% de todas las muertes de civiles registradas durante este periodo han resultado por ataques aéreos de la coalición, según ACLED.Aunque el número de ataques aéreos de la coalición está en su punto más bajo, las muertes de civiles por este tipo de acciones han aumentado por primera vez desde finales de 2017, es decir, más del doble en el tercer trimestre de 2019 en comparación con el trimestre anterior.La razón del aumento hay que buscarla en una huelga llevada a cabo en un centro penitenciario en la ciudad de Dhamar, que causó la muerte a al menos 130 detenidos, ha explicado el grupo de investigación.Por su parte, los hutíes y sus aliados son los responsables de más de 2.000 muertes de civiles reportadas por ataques directos desde 2015.Aproximadamente 20.000 personas han muerto hasta ahora durante el conflicto en Yemen en lo que va de 2019, lo que lo convierte en el segundo año más letal del enfrentamiento, después de 2018.En concreto, se han registrado más de 40.000 incidentes desde principios de 2015. De estos, casi 8.000 han ocurrido en 2019, pero la ONG asegura que «la violencia mortal en 2019 tiende a la baja en general». Abril ha sido el mes más letal de 2019, con 2.500 muertes registradas, mientras que en septiembre se han registrado 1.700.Sin embargo, la cantidad mensual de incidentes durante el conflicto ha disminuido desde marzo. Esta tendencia se debe, principalmente, a una caída en las explosiones y eventos como bombardeos o ataques aéreos, mientras que el número de batallas no ha disminuido, ha precisado ACLED.El número de ataques aéreos de la coalición que lidera Arabia Saudí disminuyó durante el año pasado, mientras que los ataques de los hutíes contra Arabia Saudí aumentaron hasta que el grupo declaró un alto el fuego unilateral dentro del territorio saudí en septiembre.Arabia Saudí solo aceptó parcialmente la propuesta de alto el fuego y ha continuado llevando a cabo ataques en Yemen. En las regiones bajo control hutí, ACLED ha registrado también un aumento en las luchas internas entre facciones hutíes opuestas.En cuanto al foco geográfico del conflicto yemení, la gobernación de Taiz es, según ACLED, la más letal de Yemen. La organización aduce a que se debe, en gran parte, al asedio de cuatro años llevado a cabo por las fuerzas hutíes, aunque ha especificado que la violencia ha disminuido en 2019.Así, se han registrado más de 19.000 muertes en total en Taiz desde 2015 y más de 2.300 de estos fallecimientos provienen de ataques civiles directos.La gobernación de Yauf y la ciudad de Al Hudaydah siguen a Taiz como las más letales, con más de 10.000 muertes de las totales reportadas en cada región desde 2015. Otros frentes, como el de Dhala, en el que las muertes civiles se han triplicado respecto a 2018, el de Yauf y el de Hajjah han registrado fuertes enfrentamientos en 2019.Taiz, Dhale, Al Hudaydah y Hajjah son también las gobernaciones yemeníes a las que se ha dirigido la violencia anticivil en 2019 y representan más de la mitad de todas las muertes reportadas por ataques directos civiles en lo que va de 2019.