La plantilla de Coca-Cola Fuenlabrada pide en Madrid puestos de trabajo "reales"

    0
    156

    EP

    • La protesta ha recorrido el centro madrileño, desde Plaza de España hasta Tirso de Molina.
    • Coincide con el tercer aniversario del “inicio del conflicto” del ERE anulado.
    • Los trabajadores piden que “se ponga en marcha ya” la fábrica.

    Trabajadores de Coca-Cola han convocado una manifestación este domingo en el centro de Madrid con motivo del tercer aniversario del “inicio del conflicto“, que se originó por el ERE planteado y que fue anulado, y tras la decisión del Tribunal Supremo de avalar el proceso de readmisión acometido por la empresa.

    La protesta ha tenido lugar a las 12 horas y el recorrido ha partido desde Plaza de España hasta Tirso de Molina. Uno de los asistentes, el presidente del comité de empresa de Fuenlabrada, Juan Carlos Asenjo, ha asegurado que “es Coca-Cola la que tiene ahora la responsabilidad de dar un futuro, un trabajo y un contenido efectivo real en el centro de Fuenlabrada”. “A día de hoy en Fuenlabrada no existe el proyecto por el que se ha dictado la readmisión de los trabajadores”, ha indicado.

    También ha asistido el secretario general de CCOO de Madrid, Jaime Cedrún, quien ha mostrado públicamente su apoyo a los trabajadores de este municipio. “Vamos a celebrar que esta batalla, la batalla del ERE la hemos ganado. Hemos conseguido que la planta de Fuenlabrada esté”, ha señalado.

    En una manifestación en la que también ha participado la eurodiputada por Izquierda Unida, Paloma López, quien ha dicho que llevan tres años “acompañando” a los trabajadores. Además, ha deseado que “se establezca un modelo productivo”. “La fábrica tiene que ponerse en marcha ya y empezar su nivel de producción como antes de empezar su expediente”, ha pedido la eurodiputada.

    Virginia, una de los manifestantes ha indicado que estos tres años de lucha “han sido muy duros“. Además, ha dicho que el trabajo que se les ha encargado a alguno de sus compañeros es una “pantomima”. “Esperaba una sentencia justa del Tribunal Supremo”, ha manifestado.