Paypal, Twyp, Bizum y ahora también WhatsApp: se acabaron las excusas para no pagar porque no llevas suelto

0
64

Los pagos al momento de manera electrónica se han popularizado mucho en los últimos años, especialmente entre el público más joven que pocas veces lleva ‘cash’ encima. Además, te olvidas de las comisiones de los bancos.

Según hemos sabido esta semana a través de la cuenta de Twitter de WABetaInfo, los pagos entre usuarios dentro de la aplicación WhatsApp llegarán “en un futuro” a España, afirma la fuente. Esta funcionalidad es una de las más deseadas y esperadas por los seguidores del servicio de mensajería instantánea.

Existen multitud de servicios que te permiten hacer pagos instantáneos pero principalmente se dividen entre los que son de tipo ‘monedero digital’ y los que son para hacer transacciones.

La pionera de esta tendencia fue Twyp. Aunque la aplicación sea del banco holandés ING Direct, el servicio está disponible para cualquier persona residente en España, sea o no cliente del banco. Funciona como un monedero digital, el cual debes recargar desde una cuenta bancaria para poder hacer pagos. Los pagos recibidos se pueden acumular en el monedero o puedes retirar digitalmente a tu cuenta bancaria lo acumulado, ya sea parcial o totalmente.

Este monedero virtual puede ser muy útil, por ejemplo, para padres con hijos adolescentes: pueden pasarles dinero al momento y tener control sobre el gasto. Además con la app pueden pagar en comercios con móviles Android como si fuera una tarjeta contactless y también se puede utilizar este dinero para compras online.

Una de sus ventajas principales es que es la única aplicación que te permite sacar dinero en comercios.

Bizum es una herramienta que se ha ganado al público por su sencillez y comodidad: solo necesitas tener instalada en el móvil la app de tu banco, esta misma lleva integrado el servicio Bizum y lo único que tienes que hacer es buscar a la persona a la que quieres hacer el pago en tu lista de contactos. Eliges destinatario y cantidad, envías y listo. Deuda saldada.

¿Te has ido de fin de semana con amigos y toca pagar tu parte de la casa rural a quien ha organizado la escapada? Utilizando este sistema puedes olvidarte de sacar dinero previamente. Además, el receptor se evita volver a casa con todo el efectivo en la cartera, teniéndolo a buen recaudo en su cuenta bancaria.

El servicio, que no solo sirve para hacer pagos sino que también permite reclamar dinero, ha cumplido tres años y lo utilizan cinco millones de usuarios.

Más de 277 millones de personas en todo el mundo utilizan PayPal comprar en Internet y enviar y solicitar dinero.

El funcionamiento de este servicio es una mezcla de los dos anteriores: necesita estar vinculado a una cuenta bancaria, te permite utilizarlo como monedero digital en tu teléfono móvil -en el que puedes acumular tu dinero o retirarlo cuando quieras- y puedes enviar y solicitar dinero simplemente introduciendo el correo electrónico o el número de móvil del destinatario.

Sin embargo, en este caso el destinatario sí debe tener una cuenta de PayPal para usar el servicio.

PayPal es una de las herramientas más veteranas en lo que a transacciones económicas online se refiere -fundada en 1998 y en el mercado español desde 2005-, lo que ofrece a los usuarios cierta tranquilidad a la hora de usarla.

Con el éxito del concepto de pago por móvil, era de esperar que las principales marcas de telefonía móvil se sumaran a esta tendencia. Tanto los de Cupertino con Apple Pay como la surcoreana con Samsung Pay ofrecen a sus usuarios un servicio ‘wallet’ en el que pueden añadir sus tarjetas bancarias al smartphone como si fuera una cartera y pagar desde el teléfono.

Estas aplicaciones utilizan tecnología tipo contactless para hacer los pagos en comercios, de manera que no solo puedes pagar con el móvil sino también con otros dispositivo, como un smartwatch o reloj inteligente. Por supuesto, también se pueden usar para comprar online.

Se sirven de métodos de autenticación muy sofisticados para que las compras se confirmen, como el Face ID o Touch ID en el caso de Apple. Así, te olvidas de aprenderte códigos o preguntas secretas y solo tienes que usar algo que siempre llevas encima: tu cara o tu huella dactilar.

Por último, hablamos de Verse. Funciona también como monedero virtual y permite hacer transferencias entre usuarios con el dinero de ese monedero. Se diferencia de las demás en que nace como una especie de red social para crear eventos y compartir gastos.

Por ejemplo, si estás planeando hacer un regalo, puedes crear un evento e invitar a los que vayan a participar, que meterán en el monedero virtual su parte del regalo. Y así puedes ir a comprarlo sin preocupaciones y sin tener que hacer después de ‘Cobrador del Frac’.

Para enviar y solicitar dinero funciona de la misma manera que las demás y solo tienes seleccionar un contacto e introducir la cantidad a pagar o a reclamar.