¿Qué debes hacer si te estafan a través de 'apps' de compraventa como Wallapop o Vibbo?

0
117

20MINUTOS.ES

  • Ante una estafa en una compra de segunda mano por internet, lo principal es denunciar el caso a la Policía.
  • Las empresas que ofrecen este tipo de servicios recomiendan que todas las transacciones se realicen personalmente.
  • Si el pago se ha realizado mediante una plataforma segura como PayPal sí es posible recuperar el dinero ingresado.

Esta semana, la Audiencia de Valladolid ha condenado a un año y nueves meses de cárcel a Jonatan R.B. por un delito de estafa cometido en abril de 2016 cuando publicitó a través de internet la venta de un iPhone 6S por el que obtuvo 550 euros, sin que luego hiciera entrega del móvil a la víctima.

Aunque no es habitual leer este tipo de sentencias, sí son habituales las quejas por estafas relacionadas con la compraventa de productos de segunda mano, especialmente ahora que apps como Wallapop y Vibbo se han hecho muy populares.

Ante la creciente oferta, es inevitable que existan aprovechados que intentan sacar beneficio de forma fraudulenta a costa de los demás. Las aplicaciones y páginas web realizan una serie de recomendaciones para evitar las estafas pero, una vez que un usuarios ha sido estafado, las posibilidades no son muchas. De hecho, todo podría resumirse en única acción: denunciar la estafa a la Policía.

¿Qué hago si me han estafado?
Los servicios de compraventa de segunda mano recomiendan denunciar el caso a la Policía. Wallapop, por ejemplo, colabora estrechamente con los organismos policiales (Mossos d’Escuadra) y, de hecho, sus normas de uso están redactadas de forma conjunta con ellos, así que la cooperación está garantizada.

“Hay que denunciar la estafa o el robo del mismo modo en que lo harías si te atracan en la calle. Una vez con la denuncia oficial en la mano, la policía se pone en contacto con nosotros y un equipo que tenemos que trabaja con ellos les facilita toda la información posible con el fin de que puedan identificar al autor del fraude”, ha explicado una portavoz de la compañía a 20minutos.

¿No puedo reclamar nada a nadie?
No. Aplicaciones y servicios como Wallapop, Vibbo, Yume o eBay no toman parte en las transferencias y advierten a sus usuarios de que ellos son lo que tienen toda la responsabilidad en este proceso.

“Si te han estafado, tienes que saber que en Vibbo nos preocupamos (¡y mucho!) por este tipo de casos y colaboramos activamente con todos los cuerpos policiales para facilitar la información requerida, tanto del anuncio como del autor de la estafa. Te recomendamos que procedas a interponer la denuncia a las autoridades pertinentes lo antes posible y también te recordamos que Vibbo no interviene en ninguna transacción comercial entre comprador y vendedor, por lo que no tenemos ningún agente intermediario. Si tienes alguna duda relacionada con este tema, cuenta con nosotros para aconsejarte”, explica la popular app.

Solo hay una excepción. En el caso de que se haya realizado el pago mediante plataformas confiables como PayPal (sin escoger la opción de envío de dinero a familiar o amigo), es posible abrir una reclamación a través de su centro de resoluciones. Si el vendedor no demuestra haber enviado el producto ni finalmente lo envía, PayPal podrá resolver el caso a favor del usuario afectado y le reembolsará el importe íntegro.

¿Cómo puedo evitar que me estafen?
Puesto que, una vez que se ha realizado la estafa, el margen de maniobra es escaso, todos estos servicios se esfuerzan en dar consejos a los usuarios para que no se produzca el timo. La principal recomendación es realizar las transacciones personalmente, tanto el pago como la recogida del objeto. Hacer avances de pagos sin probar un producto o enviar dinero mediante transferencias bancarias o giros postales es una temeridad.

“Si no se va a realizar el pago en mano, utiliza métodos seguros como el pago contrareembolso o PayPal. El pago por transferencia no ofrece garantías en caso de incidencia. No tiene por qué pasar nada y tenemos buenas referencias de compras realizadas a distancia, pero siempre es mejor prevenir posibles malas experiencias”, explica Wallapop.

También es importante mirar con atención el perfil del vendedor, si su cuenta está verificada, si tiene foto y cuál es la valoración que le han dado otros usuarios. Las valoraciones y comentarios suelen ser clave. Wallapop también recomienda mantener todas las conversaciones a través del chat interno de la aplicación, de modo que puedan tomar medidas contra usuarios problemáticos en caso de que sea necesario.

“Nadie vende duros a cuatro pesetas. Si el producto es excesivamente barato (sobre todo productos de tecnología o marcas de alta gama) podría ser un fraude. Ve con especial cuidado si las fotografías del producto parecen sacadas de un catálogo. Tienes la opción de denunciar cualquier producto en la aplicación para ayudarnos a controlar este tipo de publicaciones”, advierte la empresa.

¿Y si yo soy el que quiere vender algo?
En ocasiones, el estafado puede ser el vendedor, así que también conviene ser cauto en caso de querer vender un artículo. Una vez más, lo principal es evitar los pagos a distancia o mediante transferencias. Además, se recomienda desconfiar de las propuestas de compra a precios superiores a los indicados en la oferta.