Una pareja se ausenta de su propia boda por temor a tener coronavirus y celebra el banquete por videoconferencia

0
60



El coronavirus hace semanas que ha obligado a muchos ciudadanos de China o que han viajado al país asiático a modificar algunos planes ante un posible contagio. Es precisamente lo que le ha sucedido a una pareja de Singapur, cuya boda estaba prevista -y se celebró- el pasado 2 de febrero. El evento, en cambio, poco tuvo que ver con lo planificado.

Los novios habían viajado la semana anterior a China y, más concretamente, a Hunan, que limita con Hubei, cuya capital, Wuhan, es el epicentro del virus, que se ha cobrado la vida de más de 400 personas y ha infectado a más de 20.000. Singapur, que suma hasta la fecha 24 casos, ha cerrado sus fronteras a los ciudadanos chinos, salvo los que tengan permiso de residencia en el país, y ha puesto restricciones a los viajeros que hayan estado en China durante los últimos días.

Estas limitaciones afectaban no solo a los novios, sino a los padres de la novia, de nacionalidad china, a los que se negó el ingreso a territorio singapurense. Ante esta situación y por el riesgo de ser portadores del virus, la pareja decidió de forma voluntaria imponerse una cuarentena y posponer el banquete.

No obstante, el hotel no les permitió modificar la fecha, por lo que finalmente los novios contrajeron matrimonio el día previsto, pero celebraron el banquete lejos de sus familiares y amigos, con quienes disfrutaron por videoconferencia a través de una pantalla gigante instalada en el salón de bodas.



Source link